Farmacia Online
dermatitis

Dermatitis: Qué es, Síntomas, Causas, Prevención y Tratamiento

El estrés cotidiano, los efectos de los rayos solares durante el verano y los roces continuos con las prendas de vestir, pueden conducir a que una persona padezca de irritación de la piel o dermatitis.

Una vez identificada esta patología, hay que prestar especial atención a contrarrestar sus efectos, además es importante entender mejor lo que la origina con la finalidad de prevenirla.

LADIVAL

Por fortuna, existen tratamientos que cubren los seguros médicos que ayudan a restablecer el equilibrio natural de la piel en algunos casos, mientras que en otros, solo calma los síntomas. Precisamente, al abordar este tema se pretende orientar respecto a cómo evitar esta molesta afección de la piel o cómo tratarla si ya se sufre de ella.

¿En qué consiste la dermatitis?

La dermatitis, que se conoce también como eccema, es la inflamación de las capas superficiales de la piel, la cual puede causar prurito, ampollas, enrojecimiento, hinchazón y, a veces, costras y descamación.

Se trata de una afección común que tiene muchas causas y se presenta de muchas formas. Aunque no es contagiosa, puede causar mucha incomodidad al que la padece.

Tipos de dermatitis

Avene

Podría clasificarse la dermatitis en cuatro tipos, las cuales son:

  • Atópica. Es un trastorno que provoca picazón y enrojecimiento de la piel. Puede presentarse tanto en niños como en adultos. Es duradera y suele exacerbarse con frecuencia.
  • De contacto. Es una erupción cutánea rojiza que produce comezón, y como su nombre lo indica, aparece por contacto directo con sustancias como jabones, cosméticos, perfumes y plantas o por una reacción alérgica a estas.
  • Del pañal. Es una forma frecuente de inflamación de la piel que aparece como manchas de color rojo intenso en los glúteos del bebé.
  • Seborreica. Es un trastorno de la piel que principalmente afecta al cuero cabelludo, rostro, nariz, cejas, orejas, párpados y el pecho. Puede ocasionar manchas escamosas, piel enrojecida y caspa persistente.

¿Qué ocasiona la dermatitis?

La función primordial de la piel es defender al organismo de sustancias externas que son nocivas para la salud. Ahora bien, la dermatitis es una consecuencia de la reacción de esta barrera, produciendo inflamación de la piel.

Según dice el dermatólogo Jorge Szot, “la dermatitis se puede producir en forma inmediata por el contacto con algunas sustancias que irritan, como el cloro, o en forma paulatina cuando nos exponemos en forma repetida a algunos agentes como el níquel de los metales”.

La dermatitis puede ser consecuencia de varios factores, como por ejemplo:

  • Dermatitis de contacto. Se produce por la reacción alérgica provocada por el contacto entre la piel y un agente irritante.
  • Dermatitis atópica. Sucede cuando el cuerpo del paciente es sensible a alimentos, alérgenos o factores ambientales.
  • Dermatitis seborreica. Su causa se desconoce en la actualidad.
  • Dermatitis de pañal. Se relaciona con los pañales húmedos, la sensibilidad de la piel y el roce del pañal.

Síntomas de la dermatitis

Cada tipo de dermatitis puede presentar un conjunto particular de signos. Los síntomas de los distintos tipos de dermatitis incluyen:

  • Atópica. Puede presentar sarpullido rojo y comezón en la piel, es crónica y suele aparecer con distintos síntomas: picazón, piel seca, manchas de color rojo o marrón, piel escamosa, Es habitual en manos, codos, rodillas… En el caso de los bebés en cuero cabelludo y rostro.
  • De contacto. Este sarpullido rojo y con picazón en la zona de la piel que entró en contacto con sustancias irritantes, puede presentar también ampollas.
  • Seborreica. Puede causar manchas escamosas, enrojecimiento de la piel y caspa persistente, principalmente en la cara, la parte superior del pecho y la espalda.

Diagnóstico de la dermatitis

El diagnóstico de esta enfermedad se basa en los síntomas, aspectos y localización de la erupción en el cuerpo. Los dermatólogos procuran determinar si el paciente ha ingerido o se ha aplicado alguna sustancia química sobre la piel, si padece alguna alergia o si sufre una infección.

Con la finalidad de confirmar, se realizan pruebas, como la prueba del parche, donde el médico aplica pequeñas cantidades de diferentes sustancias a la piel y luego la cubre, tras observar la reacción, se puede diagnosticar tipos específicos de alergias que causan la dermatitis.

Otras alternativas son indicar a la persona afectada que pruebe el producto sospechoso sobre una pequeña superficie de piel para observar la reacción, realizar análisis de sangre, o tomar muestras de piel y enviarlas al laboratorio para realizar una biopsia.

Medidas preventivas para evitar la dermatitis

La doctora Carmen D’Amelio Garófalo, especialista de la Clínica Universidad de Navarra comenta: “Algunos agentes son propios del individuo y están condicionados por la carga genética. Otros son factores de hábito o ambientales, entre los que los alérgenos juegan un papel importante, sobre todo, porque pueden producir brotes”.

Como hay tanto factores genéticos como externos que influyen en la dermatitis, los especialistas recomiendan una serie de sencillas pautas para su prevención y mitigar sus consecuencias, tales como:

  • Una buena hidratación. En la medida que se mantenga la piel lo más hidratada posible será menos probable que haya afectación. Hay que lograrlo usando sustancias libres de perfume, evitando los alérgenos conocidos y las sustancias irritantes.
  • Efectuar baños cortos. No afectar la frecuencia del baño, sino su duración. Al secarse, debe utilizarse la toalla sin frotar mucho el cuerpo.
  • Usar ropa apropiada. Se aconseja utilizar ropa preferiblemente de algodón.
  • Evitar temperaturas extremas. Tanto el frío como la sudoración extrema por el calor, aumentan la posibilidad de sufrir de dermatitis o empeorar sus síntomas.
  • Usar gel de baño apropiados. Suelen indicarse para pieles sensibles y con problemas cutáneos y limpian en profundidad los poros de forma suave respetando a su vez el pH de la piel.

Tratamiento para la dermatitis

El tratamiento de la dermatitis varía dependiendo de la causa y de los síntomas específicos. Muchos dermatólogos recomiendan administrar cremas hidratantes o cremas con corticoides para aliviar el prurito, en otros casos se pueden prescribir antibióticos por vía oral o inyecciones de ciertos medicamentos.

Por otra parte, el tratamiento de la dermatitis según el tipo que se padezca, podría incluir:

  • Atópica. Aunque no se ha encontrado una cura definitiva para esta enfermedad, para mitigar sus síntomas se puede humectar la piel de forma regular y aplicar cremas corticosteroides o ungüentos medicinales.
  • De contacto. Tras identificar y evitar la causa de la reacción, se puede aliviar la piel con compresas húmedas y frías, geles y cremas contra la picazón.
  • Seborreica. Algunos fluidos ligeros utilizados en pieles con dermatitis seborreica permiten regular la formación de grasa evitando la proliferación de hongos y bacterias.

La dermatitis es sin duda una molesta afección que puede prevenirse, pero si se sufre de ella es posible encontrar alivio aplicando ciertas medidas y recibiendo un tratamiento médico apropiado.

5/5 - (17 votos)

Licenciado en Farmacia por el Colegio Oficial de Farmacéuticos de Toledo y la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha: nº 1793. Diplomado en nutrición humana y dietética. Técnico ortopédico. Especialista en nutrición deportiva.